Hacia un nuevo modelo económico y social en España
Comercio•Hostelería-Turismo•Juego
Miercoles, 19/09/2018
Portada > noticia
CONFEDERAL ı NO A LA REFORMA LABORAL Y A LOS RECORTES SOCIALES

Encarecer el acceso a la Universidad, una muestra más de una política educativa que apuesta por la desigualdad

20/04/2012 | UGT ı Nota de prensa

La subida de tasas universitarias no mejorará la situación de las Universidades y supone un grave coste social para las familias y la sociedad, en general. Lejos de ser una medida necesaria para mantener el Estado de Bienestar, como defendió el ministro de Educación José Ignacio Wert, en la Conferencia General de Política Universitaria, es una medida que obstaculiza el acceso a la educación superior a nuestros jóvenes y un paso más hacia la desigualdad social, entre los que pueden pagar y los que no. UGT reclama adoptar reformas consensuadas, en el marco del diálogo social, que mejoren nuestro sistema universitario, que debe estar al alcance de todos. Por contra, rechaza unos recortes que sólo buscan “aliviar”, las cuentas de las Comunidades Autónomas a costa de lo que sea, inclusive de un retroceso social injusto, que hipotecará nuestro futuro.

UGT rechaza la estrategia del Gobierno de debilitar la educación pues está afectando a la equidad del sistema y a la igualdad de oportunidades. Ayer fue el turno de la Universidad, tras reducir las becas y endurecer los requisitos para lograr una ayuda al estudio, se anuncia ahora un incremento de las tasas universitarias, aumentando el coste de las segundas y terceras matrículas, de tal forma que los repetidores, serán penalizados y llegarán a aportar el 100% de su plaza.

Es falso que en España se paguen menos tasas, estamos en una situación muy similar a la de los países de nuestro entorno como Francia. En la actualidad, dependiendo de las carreras y las comunidades, cada alumno universitario paga entre 600 y 1.500 euros al año, en concepto de matrícula. Cada curso las tasas suben como mínimo el IPC y, sobre ello, las comunidades pueden aplicar un incremento adicional de hasta 4 puntos. Se calcula que las matrículas sólo cubren entre el 15 ó el 20% del coste real de los estudios, un porcentaje que el Ministerio quiere elevar para que las familias paguen más y, en consecuencia, las comunidades puedan rebajar el dinero que destinan a las universidades. De tal forma, que el coste de las matrícula puede suponer hasta 540 euros más al año para el estudiante recién llegado y los repetidores son penalizados y pueden llegar a asumir el 100% del coste de una plaza, esto es entre 5.000 y 7.000 euros, según las propias estimaciones del Ministerio.

Además de la subida de las tasas, el Gobierno ha adoptado otros recortes en el ámbito de las universidades: la eliminación de titulaciones con menos alumnos y la congelación de la oferta de empleo público. Estos nuevos recortes se unen a una rebaja de 250 millones de euros para la enseñanza universitaria en los Presupuestos Generales para 2012, lo que supone un 62,5% menos que el año anterior.

La reducción en el programa de becas y ayudas en 166 millones de euros, un 11,6%, respecto al año anterior es otra muestra más del desprecio de este Gobierno por la equidad en la educación.

Estas medidas son un reconocimiento a que el Gobierno no apuesta por la Universidad como uno de los motores principales de futuro y de salida de la crisis. El dificultar el acceso a la educación superior es renunciar a trabajos cualificados necesarios para cambiar nuestro modelo productivo para poder salir de esta crisis.

UGT considera que la Universidad debe sostenerse a través de una financiación adecuada, que respete el derecho de igualdad y en el que las Comunidades actúen de manera coordinada, de tal forma que se garantice el acceso a la formación a la ciudadanía, especialmente a los que tienen más dificultades.

El sindicato defiende que nuestro sistema educativo no es un gasto, sino una inversión, por lo que exige que el presupuesto en educación superior sea igual al de la OCDE (en España es un 25% menos que la media del 1,5% de la OCDE).

Asimismo, rechaza que las familias paguen más para que las comunidades puedan reducir la financiación universitaria, con el único objetivo de reducir el déficit y reclama al Ministerio de Educación la convocatoria de la mesa de Diálogo Social para hacer un diagnóstico de las necesidades de nuestro sistema universitario y se acuerden reformas consensuadas; porque de seguir por este camino, retrocederemos a los años 70. En este sentido, UGT hace un llamamiento a los trabajadores y a la sociedad civil para defender la calidad de la educación, uno de los pilares del Estado de Bienestar.

Por último, el sindicato critica las formas del Gobierno. En lugar de dar explicaciones a los ciudadanos españoles, y convocar esta mesa de diálogo social, el Presidente Mariano Rajoy hace el anuncio de este nuevo recorte en otro país, en este caso Colombia.

CHTJ-UGT. Avenida de América, 25 - 4ª planta • Tel. 915897309 /10 /13/14 • Fax 91 589 7477 • 28002 Madrid
chtjugt.com UNI UGT Confederal IUF-UITA-IUL Imatek