Hacia un nuevo modelo económico y social en España
Comercio•Hostelería-Turismo•Juego
Martes, 14/08/2018
Portada > noticia

Ha llegado la hora de garantizar por ley la cobertura sanitaria universal y gratuita

10/12/2010 | UGT

UGT exige a la Ministra de Sanidad que asuma políticas sanitarias en el Estado que garanticen los principios de universalidad, equidad, calidad y gratuidad; para ello el Ejecutivo tiene que impulsar un proyecto de ley. Es necesario recordar que nuestro Sistema Nacional de Salud es un modelo acertado pero inacabado, pues todavía tienen que cumplirse plenamente los principios por los que se rige. Así, persisten todavía colectivos de ciudadanos sin reconocimiento del derecho a la asistencia sanitaria de la Seguridad Social, por lo que UGT exige un cambio normativo urgente que establezca la universalidad de la asistencia sanitaria como un derecho de ciudadanía. El sindicato reclama, además, un incremento en el presupuesto destinado a Sanidad para fomentar la cohesión del Sistema, con suficientes recursos y de carácter finalista.

Es de justicia que el Ministerio de Sanidad asuma las políticas sanitarias, que se están debatiendo e incluya nuestras propuestas para reforzar la naturaleza pública del Sistema Nacional y los valores por los que se rige: universalidad, equidad, y gratuidad. Asimismo, para UGT es fundamental que se garantice la sostenibilidad y cohesión del Sistema y mejorar la cooperación y coordinación entre los distintos Servicios de Salud de las Comunidades Autónomas.

Pese a las sucesivas ampliaciones de la Ley General de Sanidad, de 1986, se continúa sin garantizar la cobertura universal. Los excluidos del SNS se agrupan, esencialmente, en tres colectivos: parados que ya han agotado el subsidio de desempleo y no pueden acogerse a la prestación de sus cónyuges u otros familiares; personas que nunca han trabajado y quienes ejercen algunas profesiones liberales; y aquellos que no cotizan a la Seguridad Social y perciben, en 2010, rentas superiores al umbral de la pobreza. Ésta es la cantidad que determina, año a año, dónde se sitúa el umbral de la pobreza, su estimación está entre el 0,2% y el 0,4%, lo que supone 200.000 ciudadanos. Sin olvidar que esta cifra aumentará tras la decisión del Gobierno de eliminar en febrero de 2011, el PRODI, es decir los 426 euros que reciben los parados que han agotado las prestaciones y subsidios (a pesar de que el propio Ejecutivo se comprometió a que mantendría esta prestación mientras la tasa del paro no bajara del 17%) y puede dejar absolutamente desprotegidos a 500.00 personas más entre febrero y diciembre del 2011, que se unirán al millón de parados que no cuentan con ningún tipo de prestación. Una medida tremendamente injusta e incompresible que castiga duramente a los colectivos que en peor situación están en nuestra sociedad.

Para UGT ha llegado la hora “de garantizar por ley la cobertura universal y gratuita”. La razón de esta exclusión es que, hasta 1997, la Sanidad se financiaba a través de la Seguridad Social. Por tanto, quienes nos cotizaban no tenían derecho a beneficiarse del sistema público. Pero hace ya 13 años que el gasto del SNS se cubre con los presupuestos del Estado, que sale de los impuestos que pagan todos los contribuyentes.

Es necesario recordar que nuestro Sistema Nacional de Salud es un modelo acertado pero inacabado, pues todavía tienen que cumplirse plenamente los principios por los que se rige. Así, persisten todavía colectivos de ciudadanos sin reconocimiento del derecho a la asistencia sanitaria de la Seguridad Social, por lo que UGT exige un cambio normativo urgente que establezca la universalidad de la asistencia sanitaria como un derecho de ciudadanía.

UGT reclama un incremento en el presupuesto destinado a Sanidad para fomentar la cohesión del Sistema, con suficientes recursos y de carácter finalista. Es decir, que el dinero que se destina a mejorar la Sanidad no se desvíe a otros fines. Demanda que el Gobierno desarrolle sus competencias y cuente con los mecanismos administrativos adecuados, sobre todo en lo relativo a Alta Inspección, encargada de asegurar la cohesión y calidad del Sistema Nacional de Salud (SNS); la constitución urgente de una Mesa Sectorial Estatal para la negociación de aspectos básicos relacionados con los profesionales del sistema; y la apertura de un debate político y social para analizar la evolución y el estado actual del SNS. El objetivo es establecer criterios que faciliten la adopción de acuerdos políticos y un desarrollo normativo adecuado.

Asimismo, el sindicato reclama la puesta en marcha de medidas para reforzar la financiación del Sistema y establecer criterios para la racionalización del gasto sanitario; identificar las desigualdades interterritoriales, estableciendo mecanismos para evitarlas; y favorecer el desarrollo del Fondo de Cohesión, ampliando su dotación para favorecer la cohesión sanitaria.

CHTJ-UGT. Avenida de América, 25 - 4ª planta • Tel. 915897309 /10 /13/14 • Fax 91 589 7477 • 28002 Madrid
chtjugt.com UNI UGT Confederal IUF-UITA-IUL Imatek