Hacia un nuevo modelo económico y social en España
Comercio•Hostelería-Turismo•Juego
Lunes, 23/07/2018
Portada > noticia
CONFEDERAL ı EPA ı 5.778.100 desempleados

UGT demanda un plan de estímulo a la creación de empleo en el que participen poderes públicos e interlocutores social

• La huelga general del 14 de noviembre combatirá el retroceso que los dirigentes europeos quieren imponer en todo el continente

26/10/2012 | UGT ı Nota de prensa

Los datos de la EPA correspondientes al tercer trimestre de 2012, publicados hoy por el INE, muestran un aumento de 85.000 parados respecto al trimestre anterior, situando el total de desempleados en 5.778.100 y la tasa de paro en el 25,02%. Estos datos echan por tierra las increíbles cifras presentadas por el Gobierno, que suponían una tasa de desempleo del 24,6% para este año, y vuelven a demostrar que sus políticas no son la solución a la crisis, sino que nos arrastran a una sociedad más injusta y menos igualitaria. UGT exige el cambio de rumbo en la política del Ejecutivo para fomentar la recuperación económica que impulse la contratación y el empleo, y un plan de empleo en el que participen todos los poderes públicos y los interlocutores sociales, con el fin de estimular la creación de puestos de trabajo en los sectores con más posibilidades de futuro. El sindicato considera que la mejor respuesta a la situación actual es más democracia, con una mayor participación de los ciudadanos, y por ello la Huelga General del 14 de noviembre combatirá el retroceso histórico que los dirigentes políticos y las instituciones europeas parecen querer imponer en todo el continente, laminando años de progreso social, económico y cultural.

Los datos de la Encuesta de Población Activa referentes al tercer trimestre del año 2012, hechos públicos oficialmente hoy por el INE, recogen un aumento de 85.000 parados (un 1,5%) respecto al trimestre anterior, lo que eleva el total de desempleados hasta los 5.778.100. Esto, unido a la leve caída de la población activa, sitúa la tasa de paro en el 25%, lo que significa un aumento de 0,4 puntos respecto al segundo trimestre de 2012, y 3,5 puntos por encima de la recogida hace un año. Además, la población ocupada cae en 97.000 personas, lo que supone un descenso del 0,6% respecto al trimestre anterior y de un 4,6% frente al tercer trimestre de 2011.

La población activa disminuye en 12.000 personas, aunque al distinguir por sexos, se produce una disminución en la masculina (18.700 hombres activos menos, un 0,1%), y un ligero aumento de la población femenina (6.800 mujeres activas más, un 0,1%) en términos trimestrales. En términos interanuales, se mantiene esta misma tendencia de de caída de la población activa masculina (un 1,1%) y aumento de la femenina (un 1%).

El número de ocupados cae en un 0,6% respecto al segundo trimestre de 2012, siendo la caída en términos interanuales de un 4,6%, confirmando de nuevo los destructivos efectos de la reforma laboral, a los que se suman las continuas y equivocadas políticas de recorte de gastos y reducción del déficit público. En este tercer trimestre del año y a pesar de lo pretendido con la reforma laboral, no hay creación de empleo indefinido, sino todo lo contrario: hay 179.400 asalariados indefinidos menos que en el trimestre anterior, mientras que, como es habitual en los meses de verano correspondientes al tercer trimestre del año, aumenta, en este año ligeramente, el empleo temporal (un 0,4%), situándose la tasa de temporalidad en el 24%, lo que supone un aumento de 0,4 puntos respecto al trimestre anterior. En términos interanuales, cae el número de asalariados indefinidos en un 6,2% y el de los temporales en un 13,9%.

Frente al trimestre anterior, se mantiene el número de ocupados a tiempo completo (sólo hay un 0,1% más), reduciéndose, por el contrario, el empleo a tiempo parcial con un descenso de 111.800 personas, prácticamente todas, mujeres (110.400 menos).

Por sectores, la mayor destrucción de empleo, en términos relativos, se concentra en la construcción (con un 4,7% de ocupados menos que en el segundo trimestre), seguida de la agricultura (con una caída del 1,6%) y los servicios (con un 0,3% menos de ocupados). La industria recupera un 0,2% de ocupados (aunque en términos interanuales recoge una caída del 5,2%).

Con todos estos datos, el número de desempleados aumenta en 85.000 personas, lo sitúa la tasa de desempleo en el 25%. En este trimestre el número de desempleados aumenta en todos los grupos de edad (1,3% entre los jóvenes y 1,7% entre los mayores de 55 años) y entre las mujeres (un 2,9%), especialmente, las españolas. Entre los extranjeros se produce una disminución del número de desempleados, tanto hombres como mujeres (de un 3,4% y un 5,1% respectivamente), en buena medida por el abandono del mercado de trabajo español (cae la población activa extranjera, masculina y femenina).

La tasa de paro femenina (25,4%) sigue por encima de la tasa de paro de los hombres (24,7%). La tasa de paro juvenil se sitúa en el 52,3% de la población activa de los menores de 25 años, coincidiendo con el comienzo del curso escolar, disminuyendo respecto al trimestre anterior en tres décimas, como sucede en los terceros trimestres del año.

El dilatado tiempo que los parados llevan buscando un empleo eleva la tasa de paro de larga duración hasta el 13,1% de la población activa, es decir, más de la mitad de los desempleados (el 52,5%) lleva más de un año en esa situación.

Hay 1.737.900 hogares donde todos sus miembros en activo se encuentran en desempleo, un 21,9% más que hace un año.

Conclusiones

Los últimos datos de Expedientes de Regulación de Empleo ya avanzaban lo que hoy se confirma en la EPA: ha aumentado en un 53% el número de trabajadores afectados por ERE entre enero y agosto respecto al mismo periodo del año anterior, registrándose un incremento en todos los tipos, tanto de extinción, como suspensión y reducción de jornada.

Por tanto, no sólo se sigue destruyendo empleo, a un ritmo más elevado debido a la recaída incesante de la actividad económica (como avanza el Banco de España, en el tercer trimestre el PIB podría haber caído un 1,7% en términos interanuales), sino que se hace en peores condiciones para los trabajadores. Y las condiciones para los que no ven destruido su puesto de trabajo, pero sí modificado (reducción o suspensión) también se debilitan.

Una vez más queda patente que las políticas de recorte de gasto, si no van acompañadas de estímulo al crecimiento y la creación de empleo, no cumplen siquiera con los objetivos de reducción del déficit para las que supuestamente se implementan.

La tasa de paro en el 25% de la población activa en este tercer trimestre del año echa por tierra las increíbles cifras presentadas en el cuadro macroeconómico del Gobierno en los Presupuestos Generales del Estado, que suponían una tasa de paro del 24,6% para este año.

Desde la UGT mostramos nuestro rechazo a unos PGE como los que se han presentado que, por un lado, no son la solución a la crisis, puesto que agravarán aún más los problemas de deuda pública y déficit y, por otro lado, nos arrastran a una sociedad más injusta y menos igualitaria. No se puede esperar crecer y salir de la crisis desde la profundización de los desequilibrios y desigualdades.

La UGT propone centrar los objetivos políticos en la recuperación económica, del empleo y una mayor cohesión social, lo que permitirá también ajustar las cuentas públicas. Unos presupuestos restrictivos como los presentados nos encaminan a una mayor espiral de pobreza (como ya se ha producido en el año 2011, con un aumento de hasta el 21,1% de la población bajo el umbral de pobreza): sin crecimiento económico es imposible que se recupere el empleo; sin crecimiento económico no se podrán alcanzar los objetivos de ajuste de las cuentas porque se están ahogando los ingresos. No se puede crecer a partir de recortes.

Y no se puede abandonar a los que han perdido su puesto de trabajo y, por el continuo empeoramiento de la situación económica, no pueden encontrar un empleo. No es que no lo busquen, es que no lo hay. Reducir las prestaciones de los desempleados en un contexto de destrucción de empleo y con el 13,4% de los hogares con activos donde todos sus miembros están en paro, mientras se apela a la sensibilidad de las medidas, es una inmoralidad.

Es necesario, por tanto, cambiar el rumbo de las políticas: no recortar, sino impulsar la contratación y el empleo, lanzando un plan de empleo en el que participen todos los poderes, estatal, autonómico y local, así como todos los interlocutores sociales. Un plan de estímulo a la creación de empleo allá donde haya más posibilidades de futuro, buscando los nichos o yacimientos de empleo, en sectores de la economía verde, en sectores con proyección tecnológica, en sectores, en definitiva, donde sea posible crecer de forma sostenida y equilibrada, con mayor valor añadido.

Porque además, se está produciendo una creciente desafección de la ciudadanía respecto de las instituciones y representantes políticos, y eso es un caldo de cultivo muy propicio para el surgimiento de posiciones populistas y antidemocráticas. Para UGT la mejor respuesta a la situación es más democracia, más participación de los ciudadanos, más estado social y democrático de derecho. Las políticas de ajuste han fracaso y es necesario sustituirlas urgentemente por otras destinadas a fomentar el crecimiento económico y la creación de empleo. La Huelga General exigirá al Gobierno español, a los dirigentes políticos de nuestro país, y al conjunto de la clase política que combatan el descrédito en el que está anegada la vida pública española actuando de manera democrática y al servicio de los ciudadanos.

No aceptamos que el desempleo, la rebaja salarial generalizada, el empobrecimiento masivo, la exclusión social o la eliminación de servicios públicos sea la única política posible frente a la crisis, porque no lo es. No lo aceptamos los trabajadores españoles y tampoco lo hacen buena parte de los trabajadores de la Unión Europea que, el mismo día 14 de noviembre en que nosotros convocamos una huelga general, se movilizarán contra el retroceso histórico que los dirigentes políticos y las instituciones europeas parecen querer imponer en el continente, laminando años de progreso social, económico y cultural para conseguir un sistema productivo con costes del siglo XIX.

-----------------------------------------------------------------------------------------------

Clica sobre los gráficos para ampliarlos

CHTJ-UGT. Avenida de América, 25 - 4ª planta • Tel. 915897309 /10 /13/14 • Fax 91 589 7477 • 28002 Madrid
chtjugt.com UNI UGT Confederal IUF-UITA-IUL Imatek