Hacia un nuevo modelo económico y social en España
Comercio•Hostelería-Turismo•Juego
Lunes, 15/10/2018
Portada > noticia
COMUNICADO DE PRENSA DE UGT

UGT valora la posición del Gobierno de aumentar el SMI

Las subidas de esta renta básica no han frenado ni la creación de empleo ni el crecimiento económico

23/10/2007

UGT valora la posición del Gobierno de continuar aumentando el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) en los próximos cuatro años y la traslación de la propuesta sindical a la Mesa de Diálogo Social. Para el sindicato, es una iniciativa que ofrece estabilidad a medio y largo plazo y permite evaluar a lo largo del tiempo sus repercusiones sobre el mercado de trabajo. El sindicato insiste, frente a lo que dice el Sr. Rajoy, que la realidad ha demostrado que las subidas del SMI no han frenado ni la creación de empleo ni el crecimiento económico de España. UGT reitera su apuesta por la calidad del empleo como una de las fuerzas del futuro modelo productivo, frente a los que defienden otro basado en la precariedad del empleo y bajos salarios.

Para la mayor parte de los trabajadores, el salario constituye su única fuente de renta. Esto implica que los salarios tienen un papel principal en la calidad de vida de las personas y un peso importante en la economía.

Actualmente hay cierto consenso sobre la existencia de un salario mínimo en la economía, pues conlleva asociados beneficios sociales y económicos:

 La reducción de la brecha salarial entre hombres y mujeres, y entre otros colectivos en riesgo de exclusión (extranjeros, jóvenes,…)

• La cohesión del mercado de trabajo y un reparto más equitativo de la renta

• La mejora de la calidad en el trabajo y de la productividad

• El impulso del consumo y de la economía, evitando las recesiones económicas

 

En España, parece que la existencia de un salario mínimo es incuestionable (en parte porque solo afecta al 0,8% de los trabajadores). Sin embargo, la decisión de aumentar el SMI y la cuantía de sus incrementos si constituyen temas de debate actual.

En España, el SMI en estos momentos es de 570,60 € al mes (en 14 pagas) y el año que viene alcanzará 600 € (14 pagas), situándose en los niveles medios de la Europa ampliada. Se observan dos etapas claramente diferenciadas:

 Entre 2001 y 2003, el poder de compra del SMI se rebajó en 3,9 puntos. A partir de la segunda mitad del año 2004, el salario mínimo empieza a recuperar el poder adquisitivo perdido. En 2007, la capacidad de compra del SMI está 7,1 puntos porcentuales por encima de la que tenía en el año 2000

 En términos de salario medio, en el año 2000 el SMI suponía el 34,3% del salario medio bruto y en 2003 esta proporción se había reducido hasta el 32,6%. Esta evolución se invierte a partir del año 2004 y, desde entonces, el salario mínimo gana peso sobre el salario medio bruto, llegando a representar el 35,4% en el año 2006

 

A la luz de esta buena experiencia enmarcada en el proceso de Diálogo Social, es razonable continuar con la política iniciada durante la actual legislatura y aproximar el salario mínimo al 60% salario medio, objetivo que establece la Carta Social Europea suscrita por España. UGT, junto a CCOO, propone que al final del periodo 2009-2016, el SMI represente el 60% del salario medio (entorno a 1.111 €). Esta cuantía permitirá aproximarse a los salarios mínimos existentes en la Unión Europea de los 15. A pesar de ello, países como Francia, Irlanda, Reino Unido y Bélgica –incluso con los valores actuales- seguirían en la parte superior de la lista (al igual que Grecia, donde un aumento de su salario mínimo mantendría el nivel sin alterar las posiciones, por encima del español).

Para lograr el objetivo, el salario mínimo debería crecer anualmente un 8% entre 2009 y 2016, bajo el supuesto de que el salario medio crece a un ritmo anual del 3,6%. De esta forma, en el escenario inmediato 2009-2012, se plantea alcanzar un SMI de 817€, lo que representa un 50,8% del salario medio neto.

Una subida del SMI en línea con lo ocurrido en el período 2004-2008 es una propuesta razonable que ofrece un escenario de estabilidad a medio y largo plazo y permite, además, evaluar a lo largo del tiempo sus repercusiones sobre el mercado de trabajo. Al mismo tiempo, con la propuesta planteada hasta 2016, no se justifica en estos momentos el temor a la actualización automática del SMI mediante una cláusula de revisión salarial.

El Presidente Rodríguez Zapatero ya ha manifestado su intención de continuar aumentando el SMI en los próximos cuatro años, valorando positivamente la propuesta sindical que trasladará a la Mesa de Diálogo Social. En el otro extremo, el Partido Popular de Mariano Rajoy sigue la línea de su predecesor y aboga por un estancamiento del SMI, alegando que una subida podría causar un freno a la economía y a la creación de empleo, mayor inflación y un incremento del nivel de paro.

Se trata de declaraciones no fundamentadas, pues la realidad se ha encargado de demostrar que las subidas del SMI no han tenido un impacto negativo en las variables macroeconómicas. El aumento del salario mínimo no ha frenado la creación de empleo ni el crecimiento económico en España. Se puede afirmar que el salario mínimo y su incremento en los últimos tres años no han tenido consecuencias negativas en los niveles de empleo. Así lo muestran los datos: la tasa de paro se ha reducido hasta el 7,9% y el empleo crece a un ritmo del 3,4% (datos del segundo trimestre de 2007).

UGT apuesta por la calidad del empleo como una de las fuerzas del futuro modelo productivo español, a diferencia de los que defienden un modelo basado en bajos salarios y con condiciones laborales precarias, que olvidan factores tan importantes para el crecimiento económico de un país como son la formación, la productividad y la competitividad.

El logro de la eficiencia, la consolidación del estado de bienestar y la preservación del entorno, deben ser la base del crecimiento económico sostenible a largo plazo, por lo que un modelo de desarrollo económico basado en la escasa calidad del empleo y los bajos salarios muestra la misma credibilidad y rigurosidad que un modelo de desarrollo que infravalore los aspectos medioambientales del crecimiento económico.

 

CHTJ-UGT. Avenida de América, 25 - 4ª planta • Tel. 915897309 /10 /13/14 • Fax 91 589 7477 • 28002 Madrid
chtjugt.com UNI UGT Confederal IUF-UITA-IUL Imatek