Hacia un nuevo modelo económico y social en España
Comercio•Hostelería-Turismo•Juego
Viernes, 22/06/2018
Portada > noticia

Un estudio de UGT alerta de la necesidad de resolver la gran atomización empresarial del comercio cántabro

El comercio aporta a Cantabria el 10% del PIB y 33.000 trabajadores, aunque la media de empleados por establecimiento es muy baja

13/05/2004

El comercio en Cantabria sufre, como en las demás autonomías españolas, una gran dispersión y atomización empresarial, una pérdida de empleo autónomo y de competitividad significativa, además de la necesidad imperiosa de completar la tecnificación y las ventas basadas en las nuevas tecnologías, según el estudio “Empleos de futuro en el sector comercio”, elaborado por UGT y otros sindicatos europeos con la coordinación del Instituto de Formación y Estudios Sociales (IFES) y la financiación de la UE y de la Dirección General de Empleo y Asuntos Sociales.

El estudio, que se ha presentado en una asamblea de delegados de personal y miembros de comités de empresa del sector de comercio celebrada hoy en Santander, es de contenido eminentemente técnico y se elaboró con el fin “de que los sindicatos podamos adoptar nuestra labor en el comercio a los muchos cambios previstos en los próximos años en este sector”, según subrayó Mar Río, responsable regional de Comercio de UGT.

Como indicó el director gerente de IFES-UGT en Cantabria, Juan Guimerans, la investigación realizada reseña las grandes novedades previstas por los expertos en el cambiante sector comercial europeo y español y los problemas que pueden surgir “si no se mejora la competencia empresarial con estrategias adaptadas a las demandas del cliente, se incentiva un mayor asociacionismo empresarial y se incrementan la profesionalización de las estructuras y los servicios a los consumidores”.

El responsable regional de IFES-UGT añadió que Cantabria, que se integra en el denominado modelo comercial meridional, padece problemas similares a los de las demás comunidades autónomas españolas, cuya solución pasa por imitar a los comercios nórdicos, donde existe una mayor concentración empresarial de establecimientos y un promedio de trabajadores por cada uno de ellos muy superior al de Cantabria (menos de tres trabajadores por cada comercio) y al de España (no excede en ninguna época del año de cinco empleados por establecimiento).

El estudio elaborado por UGT y otros sindicatos europeos aboga por resolver cuanto antes todos estas trabas al desarrollo de la actividad comercial porque, como subrayó el secretario general de la federación de Comercio de la central ugetista en Cantabria, Luis Angel Ruiz Cardín,”el comercio tiene un gran peso específico en la riqueza general de Cantabria y de España”.

Según los datos facilitados por UGT, el comercio aporta a Cantabria una población activa de más de 33.000 trabajadores y más del 10% del Producto Interior Bruto de una comunidad autónoma muy dependiente de los servicios, ya que el 68% del PIB corresponde al sector terciario de la economía regional.

En España, según el estudio “Empleos de futuro en el sector de comercio”, la actividad comercial emplea a más de dos millones y medio de trabajadores en 800.000 empresas, el 30% de todo el parque empresarial español, aclaró el director gerente de IFES-UGT en Cantabria.

El estudio ugetista aclara que en los próximos años el comercio regional, español y el de la mayor parte de los países de la UE tendrá que afrontar una mayor amplitud de la oferta y de los horarios, desequilibrios territoriales y la pérdida de calidad en los entornos urbanos.

Horarios comerciales

El secretario general de la federación de Comercio de UGT de Cantabria aludió a la esperanza del sindicato ugetista de que el nuevo Gobierno socialista cumpla su promesa electoral de reducir de doce a ocho los domingos autorizados para las aperturas comerciales, aunque matizó, “nosotros seguimos apostando por no conceder ninguno porque sólo han servido para dar más chance a las grandes superficies comerciales”.

La Federación de Comercio de UGT también se decanta por reducir el número de horas máxima de apertura comercial, ahora fijada en 90 horas a la semana.

En este sentido, Luis Angel Ruiz Cardín añadió que el sindicato ugetista recomendará “volver a las 72 horas semanales que ya determinaba el decreto Boyer de 1986”.

El secretario general de la federación de Comercio de UGT en Cantabria comentó que ya se habían producido contactos con el Gobierno regional para estudiar la posibilidad de crear este mismo año una mesa de negociación de los horarios comerciales con la presencia de los sindicatos representativos y las asociaciones empresariales.

CHTJ-UGT. Avenida de América, 25 - 4ª planta • Tel. 915897309 /10 /13/14 • Fax 91 589 7477 • 28002 Madrid
chtjugt.com UNI UGT Confederal IUF-UITA-IUL Imatek